This page is written in Spanish but may appear as an auto-translate to English.  There is a language translator switch at the bottom of this page you can select the language. An edited English version of this abstract is also available here.  

Abstract Presentation: Creighton Model Fertility Care System (CrMS) and pilot study of the midpoint, and points of change (POC) in the clinical window of sub-fertile cycles / Creighton Model Fertility Care System (CrMS), Maximum Last Spinbarkheit (LMS) and Transparency by "K" in the clinical window of sub-fertile cycles

José María Murcia Lora, MD, OB-GYN, PhD.

 

Introducción

La finalidad de este trabajo, se dirige a revisar la aportación que puede suponer la viscoelasticidad y transparencia, como señal y marcador biofísico de la secreción cervical en el reconocimiento de la fertilidad de la ventana fértil, basado en el modelo de Creighton (CrMs).

El objetivo de esta breve introducción es señalar aquellos conceptos que son relevantes con los cambios que se observan en la secreción cervical, y explican la producción de estrógenos de las células endocervicales.

Para ello es conveniente revisar algunos conceptos básicos de la fisiología de la ovulación implicados la evolución del patrón de la secreción cervical en la ventana fértil, y fundamentales para que se pueda dar un proceso de crecimiento, selección, reclutamiento y maduración folicular.

El ovario dispone cada mes de un pool folicular. Los folículos preantrales para ser rescatados de esta reserva folicular, necesitan tener receptores para la hormona folículo estimulante (FSH), y ser sensibles a la acción de la FSH. De tal manera que el folículo preantral de 1 y 4 días puede ser sujeto a rescate del pool folicular, durante un tiempo y un umbral determinado (1).

Además de tener las células estromales receptores sensibles a la acción de la FSH, se debe dar una adecuada aromatización en el folículo antral (2). Este paso es determinante en el proceso de aportar una suficiente producción de estrógenos, para lograr una adecuada estimulación de las células endocervicales productoras de secreción tipo L y S.

Alrededor de los días 5-12 días del fólico antral, se incrementa de una manera significativa el número de células estromales, baja el inflijo de la FSH. Y uno de los eventos implicados en este desarrollo, es el efecto conocido como de “bola de nieve” “snowball-ike effect”. Este efecto juega un papel multiplicador importante y de autoperpetuación entre receptores y células estomales. La etapa final del folículo dominante, suele evidenciarse con un folículo preovulatorio de alrededor de 18 mm, el cual termina de ser madurado bajo la acción de la hormona luteinizante (LH). La LH ayuda a que se complete una adecuada maduración en el remoldeamiento de las células foliculares de la granulosa, continua con la aromatización de andrógenos provenientes de las célula de la teca, interviene en la maduración final del ovocito, y se produce el pico de LH necesario para que se produzca la ovulación (1-3).

A su vez estos procesos se encuentran potenciados por varias señales; como es la redistribución de flujo peri folicular, mediado por el factor vascular endotelial; growth factor (VEGF). Este factor incrementa el aporte de sangre alrededor del folículo. También se ha visto la mediación del insulin-like growth factor (IGF)1, como efecto mitogénico de las células productoras de estrógenos entre otros.

Estos cambios mencionados se encuentran bien correlacionados con la dinámica del crecimiento folicular, y la elevación de las determinaciones en orina de estrona-3-glucurónido (E3G). Siendo significativa la diferencia entre la cantidad de estrógenos que se produce al principio del ciclo y a nivel ovulatorio, lo cual conforman los hallazgos fisiológicos mencionados (4,5). La determinación de E3G aumenta a partir de 20-30 ng/ml desde el día -6 en relación con el día estimado de la ovulación (EDO), hasta el día de la ovulación, momento en el cual se detecta el pico de LH normalmente superior a 30 UI/l (6). Este pico ocurre generalmente entre 24 a 48 horas antes de la ovulación, pero nunca es posterior a la misma.

De tal manera la Sociedad Americana de Medicina Reproductiva (ASRM), ha definido la ventana fértil fisiológica (BFW), como el primer día en el cual se detecta en orina estrona-3-glucurónido (E3G), hasta el segundo día posterior al pico de la hormona luteinizante (LH), lo cual suele oscilar entre <1 y >7 días (7).

La ventana fértil registrada por medio de la duración del ciclo menstrual es un procedimiento ya estudiado por Wilcox (8). En el estudio de Wilcox (8), él identifica en su serie de ciclos regulares la posibilidad de encontrar la ventana fértil auto-informada con un margen muy amplio de entre los días 7 y 21 del ciclo menstrual (8). La posibilidad de estar en ventana fértil el 4º día del ciclo en su estudio era del 2%, mediante la sólo interpretación de la durabilidad del ciclo menstrual, de 17% en el día 7º del ciclo, y 54% entre el día 12 y 13 del ciclo (8). No obstante en su estudio la posibilidad auto informada del ciclo menstrual para estar en ventana fértil tiene una índice de correlación (IC) de 0.55, lo cual hace posible que la mujer fértil, se encuentre entre el día 7 y 21 del ciclo en un 50% de los casos en ventana fértil.

Dentro de las clasificaciones clínicas, Scarpa (9) describe el síntoma del moco de la descarga vaginal en 4 rangos. El logra identificar un moco de mayor características fértiles (un moco 4) dentro del rango de ventana fértil entre los días 10 y 17 días. El encuentra en el 50% de los casos, la presencia de este tipo de moco alrededor del día 13 del ciclo, y fuera de este intervalo menos del 20%. Así mismo él asocia una probabilidad de embarazo del 30 %, cuando se encuentra dentro del rango de mayor probabilidad de encontrar el moco tipo (4). Biegelow (10) describe en cuarto escalas las características de la secreción cervical. El encuentra una relación entre la calidad del moco cervical y la probabilidad del embarazo, siendo mayor el día -3 EDO para un moco tipo 4, la cual disminuía en la medida que se aleja de EDO. Aunque la mayor cantidad de moco tipo 4 se evidenció en -2 EDO. Estos hallazgos se han corroborado también por medio del sistema de Creighton Model Fertility Care System. Fehring (11) logra encuadrar mediante la valoración del gradiente de moco cervical (MMG) la detección del pico de moco cervical en un 97 % entre los días (- 4 y + 4) alrededor de la ovulación. Estos resultados son similares a los descritos  por Hilgers (12) en 1978 donde él evidencia día pico entre (- 3 y + 3) en relación con el día pico de la ovulación. De tal manera ha sido posible por medio de la secreción cervical identificar, y describir desde la fase folicular temprana la secreción cervical hasta el día pico de moco cervical (13). El día estimado de la ovulación (EDO) se ha reconocido como una de las estrategias fundamentales para determinar las señales que definen o enmarcan el periodo fértil. Y el día pico de la secreción cervical se ha considerado un punto de referencia que permita localizar los cambios clínicos evolutivos de la ventana fértil (11, 12).

La metodología restaurativa y resortiva del ciclo menstrual permite recuperar el enfoque biológico natural relacionado con el proceso fisiopatológico de la ovulación, en el campo del reconocimiento de la fertilidad (14).

Por ello es posible aplicar conceptos derivados de ciclos ovulatorios en pacientes subfértiles. Se estima que alrededor del 12% al 15% de las parejas pueden experimentar infertilidad. La ventana fértil en pacientes subfértiles tiene una eficacia comprobada de embarazo espontáneos (14). Los cambios observados en los parámetros biofísicos de la secreción cervical: tanto como el volumen, la viscoelasticidad o spinnbarkheit, la transparencia y la cristalización de la secreción cervical, son susceptibles de ser utilizados para identificar la ventana fértil en pacientes subfértiles (14). Actualmente se ha visto un mayor éxito de embarazos, en ventanas fértiles restaurativas con duración e intervalo similar a un ciclo normal (12).

Por tal motivo se puede decir que desde el punto de vista clínico se ha podido integrar mediante diversas escuelas los cambios en las propiedades biofísicas de la secreción cervical para evaluar la ventana fértil. La localización de la ventana fértil mediante la determinación de la secreción cervical, ha permitido la interpretación y registro de gráficas de características fértiles o infértiles de la secreción cervical. Existen varias clasificaciones para la toma de la secreción cervical observada en vulva. Todas son métodos observacionales las cuales se encuentran fundamentadas en las características de la sensación, apariencia y consistencia de la secreción cervical. La secreción cervical presenta una apariencia opaca, y menos traslúcida en las fases de infertilidad, la cual se hace más trasparente y elástica en la fase fértil. Estas observaciones a su vez coinciden con la valoración de la descarga descarga vaginal de la secreción cervical (VDRS) mediante el sistema Creighton Model Fertility Care System (CrMS).

La viscoelasticidad se ha reconocido mediante muchos términos que describen las propiedades reológicas del moco cervical; viscosidad, elasticidad, viscoelasticidad, plasticidad, retracción, adherencia, spinbarkheit, entre otras. La capacidad de alargarse o estirarse la secreción cervical ha sido uno de los parámetros clásicos para evaluar la progresión de la secreción cervical a lo largo del ciclo. La elasticidad es mayor en los días que preceden al día pico, y durante el día pico, como se ha demostrado por diversas escuelas clínicas (12, 15-17). De tal manera es posible la valoración de las propiedades biofísicas de la secreción cervical, como la elasticidad y la transparencia como ha sido posible en varios estudios. La finalidad de este trabajo, se dirige a revisar la aportación que puede suponer la valoración de la viscoelasticidad y transparencia como señal y marcador biofísico de la secreción cervical en el reconocimiento de la fertilidad de la ventana fértil en ciclos sub-fertiles.

 

Ciclos Menstruales

Se incluyen 12 ciclos menstruales de una paciente de 29 años de edad entre 2017 y 2018. El ciclo más corto fue de 29 días, y el más largo de 39 días de duración. Se consideró el primer día del ciclo como el primer día de la menstruación, y el último día del ciclo, el día anterior al inicio de la siguiente menstruación. Se documentaron 12 registros de la evolución típica del moco cervical mediante el registro de las gráficas de la observación de la descarga vaginal de la secreción cervical (VDRS), con el sistema Creighton Model Fertility Care System (CrMS). Se incluyeron 12 ciclos en el estudio después de haber sido la paciente diagnóstica de esterilidad primaria, con historia clínica de más de un año de relaciones sexuales regulares sin anticoncepción. Se descartó patología ginecológica orgánica y funcional. Se realizó un estudio básico de esterilidad en el cual no se documentó ninguna causa detectable de esterilidad femenina. Se confirmó la presencia de factor masculino de oligoastenozoospermia tratada sin mejoría significativa a pesar de un recuento espermático efectivo (ESC) de 627,000 espermios. Se mantuvieron relaciones sexuales en ventana fértil a conveniencia de la paciente. No se consiguió embarazo en ninguno de los ciclos.

Criterios para establecer CFW:(mucus-mucus:CrMS/filancia) y SFW: (Soft-CrMS/filancia)

La metodología empleada para evaluar el factor de viscoelasticidad, fue mediante la medición de la longitud aproximada en centímetros (cm) de la descarga vaginal de la secreción cervical (VDRS). Para ello se empleó la escala de la gráfica de filancia establecida mediante la observación de VDRS de filancia de Creighton Model Fertility Care System (CrMS). La valoración de Spinbarkheit de la secreción cervical fue exportada a una gráfica de Excel en cm, teniendo en cuenta la siguientes medidas: A: Sticky: 0.5 cm (Inferior a 0.65 cm, equivalente a ¼ de pulgada). B: Tacky: 1 cm, equivalente al valor inferior del inérvalo de la clasificación de CrMS entre (1 – 2 cm); (1,27 – 1.905 cm), lo cual se corresponde con (½ - ¾ de pulgada del sistema CrMS). Se registró C: Strechy: 2.5 cm cuando la filancia era igual o superior a 1 pulgada. Los días en los cuales había sequedad y no había secreción se tabularon como 0. En la Tabla 1. se resume la escala empleada para evaluar el parámetro de viscoelasticidad. En la Gráfica 1 se describe la distribución de los valores medios de viscoelasticidad en cm a lo largo del ciclo menstrual. Dentro de la metodología emplea por el algoritmo, se eligió la escala mencionada, debido a que ésta escala según Cr MS describe mejor que otras escalas, la variación que se dan desde la fase folicular de la secreción cervical. De esta manera fue posible registrar el cambio evolutivo progresivo de una manera sistemática desde la curtosis izquierda de la ventana fértil hasta la fase postovulatoria posterior el día pico como se ve en la Gráfica 1.

La ventana clínica en esté artículo se estableció como CFW: (mucus-mucus: CrMS/filancia) mediante la valoración retrospectiva de la escala mencionada teniendo en cuenta los 6 días previos al día pico: P (-6). La metodología empleada consistió en comparar las dos ventanas fértiles con EDO. Para comprobar la evolución en la caracterización del parámetro de viscoelasticidad de la secreción cervical, se estableció el último día de máxima fertilidad, con la letra “P” de día pico, según la reglas de reconocimiento del día Pico de CrMS. Se realizó el test de correlación para calcular el porcentaje de coincidencia de los intervalos, y los puntos de cambio (P.O.C) entre ambas ventanas.

Se valoró el intervalo entre ambas ventanas CFW: (mucus-mucus: CrMS/filancia) y SFW: (Soft-CrMS/filancia) mediante una gráfica de puntos medios, y test correlación de solapamiento de intervalos. . Se realizó el test de correlación para calcular el porcentaje de coincidencia de los intervalos, y los puntos de cambio (P.O.C) entre ambas ventanas.

Se registró la máxima transparencia con la letra “k” extraídos del registro CrMS, la cual  no se tuvo en cuenta para definir, ni la ventana fértil clínica CFW: (mucus-mucus CrMS/filancia), ni EDO, ni tampoco se tuvo en cuenta en el cálculo de SFW: (Soft-CrMS/filancia). La k "clear" is el máximo patrón de transparencia en la escala del CrMs. Para valorar las aportaciones de las variantes del día pico se consideró Last Max Spinbarkheit (LMS), para lo cual se tuvo en cuenta de una manera descripitva la estimación de las variaciones de Peak Day mediante el concepto de: Last Max Spinbarkheit (LMS) & Transparency by “ K “ de CrMS. Diferentes del concepto Peak Day, el cual se define como cualquier tipo de descarga clara, que se estira, o tenga propiedades lubricativas aisladas, o en combinación entre ellas, según Creighton Model Fertility Care System (CrMS).

 

Resultados:

La ventana fértil mediante CFW: CFW (mucus-mucus CrMS/filancia) fue posible detectarlas en el 100% de los casos. Este estudio se fundamentó en aislar la determinación de la filancia de la secreción cervical, para valorar su relación con la el día pico establecido por el Creighton Model Fertility Care System. Mediante la presente serie fue posible evaluar la elasticidad de la VRDR mediante la estimación de la longitud en centímetros (cm). En la medida que se acercaba el día de la máxima fertilidad, cuando la ovulación estaba cerca, el moco cervical se estiraba más, sin romperse; la elasticidad se observó que era mayor durante los días previos al día pico y durante el mismo día pico como se observa en Gráfica 1. Se observó que el día pico en algunos ciclos no coincidió con el día de máxima elasticidad, lo cual fue tenido en cuenta según las normas de del modelo CsMS. La valoración de la elasticidad fue posible antes, durante, e inmediatamente después de la ventana fértil clínica, lo cual permitió observar la evolución del moco cervical desde incluso antes de – 10 días EDO, hasta el cuarto día después del pico de moco, mediante CFW: (mucus-mucus CrMS/filancia). El intervalo P (– 6) se distibuyó entre el día 10 y 25 del ciclo menstrual como se visualiza en Tabla 1. La ventana clínica del software SFW: (Soft-CrMS/filancia) presentó una distribución normal con una media de 5,08 (SD de +- 2,87). En grafica 1, se observan los registros que integran cada ciclo con las dos ventanas fértiles. Los días en azul son los referentes a la filancia descritos en escala clínica de Tabla 1, describe los días previos del inicio  de la ventana fértil, la ventana fértil y la filancia los días posteriores al finalizar la ventana fértil de CFW: (mucus-mucusCrMS/filancia). Se grafica en amarillo los días detectados por el algoritmo como SFW: (Soft-CrMS/filancia). Fue posible  identificar los días de la ventana fértil en amarillo, tanto al principio como al final de la misma,  identificados como puntos de cambio (POC). La concordancia entre las dos ventanas fértiles, coincide en un porcentaje superior al 50% en el 75% de los ciclos como se observa en la Tabla 2. En Gráfica 2, se realiza una gráfica de puntos medio de cada ciclo de filancia media tanto para ventana fértil clínica, como para la ventana fértil del algoritmo. Se visualiza una concordancia de punto medio entre cada ciclo de las dos ventanas equivalente al coeficiente de correlación de 0.71como se observa en Tabla 2.

Last Max Spinbarkheit (LMS) & Transparency by “ K “ según CrMS, se describe en Tabla 3. La k “clear” es el máximo patrón de claridad, en la escala Cretigton, su evidencia es constante y mejora el resultado del algoritmo, lo cual no se ha calculado en este estudio. Se observa en la Tabla 3 una concordancia sistemática entre las K y la relación con P. LMS guarda relación con la progresión máxima la filancia y la transparencia. Al parecer las características propias de la capacidad de estiramiento y lubricación son posibles gracias a las propiedades físicas de las criptas endocervicales tipo L y S. En esta serie todas las ventanas clínicas registraron este ascenso gradual en relación con LMS.

 

Conclusión:

La valoración de la viscoelasticidad en esta serie mediante Spinbarkheit permitió detectar la ventana fértil en el 100% de los casos, y fue posible describir el patrón evolutivo de la secreción cervical a lo largo del ciclo menstrual.

La escala del modelo CrMs permitió extraer el parámetro de elasticidad  y transparencia como un dato más a manera de ayudar a identificar y caracterizar el día pico dentro de la ventana clínica. Al igual que los cambios observados a nivel vulvar de la elasticidad de la secreción cervical, también se pudo utilizarse para identificar el comienzo de la ventana de la fertilidad y el final del intervalo fértil en pacientes sub-fértiles en esta serie.

Fue posible establecer una buena correlación entre la ventana calculada por el software SFW (Soft-CrMS/filancia), y la ventana clínica CFW:(mucus-mucus CrMS/filancia).

La predicción en la progresión del patrón de elasticidad de la secreción cervical, permite detectar la evolución típica de la secreción cervical alrededor del 70% en esta serie.

En este contexto, es evidente que a medida que el moco cervical se estira más y aumenta la elasticidad, tanto los días previos al día pico como los días posteriores; se logró registrar correctamente el parámetro de visco elasticidad. La evolución y progresión de la "K" en la elasticidad de la secreción cervical fue un parámetro que en conjunto con la valoración de la máxima elasticidad ayudó a identificar y caracterizar el día pico de la ventana fértil.

Es necesarias series mayores para demostrar los datos preliminares presentados. La aportación cuantitativa de las variables biofísicas de la secreción cervical es un reto para el desarrollo aplicado en el reconocimiento de la fertilidad, en conjunto con el resto de las variables físicas de la secreción cervical en relación con la fluidez, la elasticidad y el ascenso espermático.

 

Referencias:

1- Brown JB. Pituitary control of ovarian function-concepts derived from gonadotropin therapy. Aust NZJ Obstet Gynaecol 1978; 18: 47–54.

2- Melvin L. Taymor, M.D The regulation of follicle growth: some clinical implications reproductive endocrinology  FERTILITY AND STERILITY  1996 Vol. 65, No.2, February.

3- Zeleznik AJ, Kubik CJ. Ovarian responses in Macaques to pulsatile infusion of follicle-stimulating hormone (FSH) and luteinizing hormone: increased sensitivity of the maturing follicle to FSH. Endocrinology 1986; 119: 2025–32

4- Burger HG. Estradiol: the physiological basis of the fertile period. Int J Gynecol Obstet 1999; (Suppl 1): 5-9.

5- Behre HM, Kuhlage J, Gassner C, Sonntag B, Schem C, Schneider HP, Nieschlag E. Prediction of ovulation by urinary hormone measurements with the home use ClearPlan Fertility Monitor: comparison with transvaginal ultrasound scans and serum hormone measurements. Hum Reprod 2000; 15 (12): 2478-82.

6-Adlercreutz, H, Brown J, Collins W, et al. The measurement of urinary steroid glucuronides as indices of the fertile period in women. J Steroid Biochem 1982;17 (6): 695-702.

7- Fehring RJ, Schneider M. Variability in the hormonally estimated fertile phase of the menstrual cycle. Fertil Steril 2008;90 (4): 1232-5. Epub 2008 Feb 4.

8- Allen J Wilcox, David Dunson, Donna Day Baird, The timing of the “fertile window” in the menstrual cycle: day specific estimates from a prospective study- BMJ. 2000 Nov 18; 321(7271): 1259–1262.

9- Scarpa et al. Cervical mucus secretions on the day of intercourse: An accurate marker of highly fertile days. European Journal of Obstetrics & Gynecology and Reproductive Biology 2006; 125: 72–78.

10- Jamie L. Bigelow, David B. Dunson, Joseph B. Stanford, René Ecochard, Christian Gnoth, Bernardo Colombo, Mucus observations in the fertile window: a better predictor of conception than timing of intercourse, Human Reproduction, Volume 19, Issue 4, April 2004, Pages 889–892, https://doi.org/10.1093/humrep/deh173.

11- Fehring R, Raviele K, Schneider M. A comparison of the fertile phase as determined by the Clearplan Easy Fertility Monitor and self-assessment of cervical mucus. Contraception 2004;69:9 –14

12- Hilgers TW. The Medical & Surgical Practice of NaProTECHNOLOGY. First Edition July 2004. Published by: Pope Paul VI Institute Press 6901 Mercy Road Omaha, Nebraska 68106 USA.

13- Stanford. Joseph B. Stanford, MD, MSPH, Ken R. Smith, PhD, and David B. Dunson, PhD. Probability of Conception. Obstet Gynecol 2003. Vulvar Mucus Observations and the Probability of Prenancy Obstet Gynecol 2003 VOl 101, Nº 6 June 2003.

14- Stanford JB, Parnell TA, Boyle PC (2008) Outcomes from treatment of infertility with Natural Procreative Technology in an Irish general practice. J Am Board Fam Med 21(5): 375-84.

15- Temprano, H. Estudio de los parámetros biofísicos del moco cervical humano e investigación de la cristalización con microscopía óptica y electrónica. Influencia de los inductores de la ovulación. Universidad Santiago de Compostela. Tesis Doctoral, 1990.

16- Ecochard R, Duterque O, Leiva R, Bouchard T, Vigil P (2015) Self-identification of the clinical fertile window and the ovulation period. Fertil Steril 103(5): 1319-1325.

17- Billings EL, Billings JJ, Brown JB, Burger HG. Symptoms and hormonal changes accomplanying ovulation. Lancet 1972; 1(7745): 282–4.

José María Murcia,  MD, OB-GYN, PhD.

Jose Maria Murcia, holds a Doctor of Medicine with a diploma in gynaecology and is a Member of the Spanish Society of Gynaecology and Obstetrics (S.E.G.O).
He began work as a physician for the Ministry of Health, Bogotá , Columbia followed by a in Gynaecology at the Clinic University of Pamplona, and was a research fellow at the Colombian Institute for Technology Studies and IEISA Foundation. He then moved to focus on research at the Navarra University where he completed his Ph.D. He has worked for over 22 years in Reproductive Medical Clinical Consulting and biomedical research with a focus on Biotechnology and Human Reproduction Biomarkers related to Natural Human Reproduction as an alternative to Artificial Reproduction Techniques in cases of Sub-fertility, Sterility or Infertility of both men and women, and has multiple publications. He has developed a BIOSENSOR FOR BIOPHYSICAL MEASUREMENT OF CERVICAL SECRETION, a non-invasive biosensor used to determine the optimum female fertility status as well as other projects.

José María Murcia,  MD, OB-GYN, PhD.

Antecedentes: José María Murcia nació el 9 de enero de 1965 en Bogotá, Colombia. Llegados a España, 1992. Educación: Doctor en Medicina, Universidad Javeriana, Bogotá, 1989. Diplomado en Obstetricia-Ginecología, Universidad de Navarra, Pamplona, España, 1995. Doctor por la Universidad de Navarra, Pamplona, España, 1996. Carrera: Médico general Ministerio de Salud, Bogotá 1990-1991. Residente en Ginecología en Clínica Universidad de Pamplona 1992-1995. Instituto Colombiano Educación Crédito y Estudios en Tecnología en Exterior Fellow 1992. Investigador Fundación IEISA 1994. Investigador Universidad de Navarra 1994-1996 Ph.D. Desde 1997, Consultor de Fertilidad y Ginecología Unidad (Logroño) La Rioja (España). Investigador independiente. Algunos trabajos con Biomarcadores en la Reproducción Humana Natural como alternativa a las Técnicas de Reproducción Artificial. Algunas publicaciones basadas en la antropología de la sexualidad como; Humanae Vitae, Ideología de género y futuro biotecnológico, Biomarcadores clínicos y Biotecnología en ventana fértil. Defensa de la vida humana: una mirada hacia el futuro. Diversos cursos realizados en biomarcadores clínicos, ecografía de fisiología ovárica y endocrinología ginecológica. Diversos cursos de formación Diagnóstico por ecografía transvaginal de patología benigna Ecografía obstétrico-ginecológica. Miembro de la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (S.E.G.O). Dos novedades en Biotecnología y Reproducción Humana Solicitud de patente internacional (OMPI) 4 de octubre de 2018. Número de la siguiente invención: (WO2018178753) BIOSENSOR PARA MEDICIÓN BIOFÍSICA DE LA SECRECIÓN CERVICAL. Inventor. José María Murcia Lora. Nuevo biosensor no invasivo para determinar el estado de fertilidad femenino óptimo Referencia POD: TOES20190201001 Technology Transfer Enterprise Europe Network. Concurso de Patentes para Comercializar 2017 Colciencias. Con tecnología titulada: Biosensor para la medición de la secreción cervical. Número de registro 998-P. 11 de julio de 2017. Certificado de finalización. Fecha de finalización: 06/03/2017. Novedad Original Utility NC2018 / 0008438, solicitud concedida patente de invención fase prioritaria "DISPOSITIVO BIOSENSOR INTRACERVICAL AJUVANTE HÍBRIDO PARA LA CAPACITACIÓN ESPERMÁTICA". (PCT) Actual. Dr. José María Murcia Lora https://es.linkedin.com/in/biotecnolog%C3%Ada.